Columnista

Alcaldías locales

Por: Germán Zapata

Las Alcaldías Locales permiten acercar más al ciudadano con la Administración Distrital, cuya finalidad es garantizar el bienestar general y el mejoramiento de la calidad de vida de la población en su localidad. El Alcalde Local, es elegido por el Alcalde Mayor, el cual realiza su escogencia mediante la terna presentada por la respectiva Junta Administradora Local.

Es importante que los Alcaldes locales sean personas idóneas, competentes y con ética, ya que administran recursos públicos, sin embargo, estamos dependiendo de la idoneidad de los ediles que elegimos, quienes son los responsables de las ternas.

Los Alcaldes deben cumplir y hacer cumplir la constitución, la ley, reglamentar acuerdos locales, propender por la aplicación de las normas de control interno, disciplinarias,orientar la elaboración y actualización del manual de procedimientos, dirigir la política del programa en casa de justicia de su localidad, velar por la seguridad y convivencia, el cumplimiento de normas urbanísticas, entre otras.

Los Alcaldes deben conocer muy bien Su localidad, las irregularidades y necesidades para fortalecer o tomar acciones correctivas transparentes que permitan mejorar la confianza. Razón tiene el Alcalde de Cartagena cuando dice: “es necesario que me inspiren confianza a mí, porque como alcaldes, ellos formarán parte de la administración distrital y es algo que tengo que pensar bien”

A muchos no nos gusta que nos trasladen los problemas que padecemos, pero finalmente lo que tenemos; bueno o malo, es el resultado de lo que elegimos, incluso en Alcaldías locales. Los ediles los elegimos nosotros, ellos ternan los candidatos porque al elegirlos los facultamos, luego el Alcalde que también lo elegimos nosotros, decide que debehacer con la terna o a quien escoger.

Los ediles son políticos, si elegimos políticos y no politiqueros, ellos van a escoger a quienes les represente sus intereses, por supuesto si elegimos buenos ediles ellos van a ternar los mejores e idóneos. Entre tanto el Alcalde es político, si elegimos un buen Alcalde pensará en la ciudad, es lo más normal, confío y creo en el criterio del Alcalde William Dau para decidir bien en el caso de Cartagena.

Desde las elecciones populares, a Cartagena la ha consumidoel clientelismo, las casas políticas, la brecha entre ricos y pobres, la corrupción; antes que el acercamiento a las comunidades, el desarrollo social, económico y atención de NBI; en consecuencia, esa descentralización política no ha sido de mayor beneficio para la ciudad debido a las malas administraciones, con muy pocas excepciones; lo mismo ocurre con las Alcaldías locales.

No sé si los centenares de candidatos que presentaron sus hojas de vida tenían claro la responsabilidad que significa ser alcalde local, o si los ediles que elegimos asumieron la responsabilidad que implica ternar, pero está claro; quien representa mafias políticas, bien sea como edil o candidato, jamás va a ejercer bien Sus funciones, así su discurso trate de vender lo contrario de acuerdo a la habilidad demagógica.

Ser Alcalde local no es la oportunidad para hacer vitrina, solucionar un problema de desempleo personal, expandir sectores políticos que han hecho daño, tampoco es un premio de consolación o la consecuencia de un favor político. Ser Alcalde local es un honor, es una responsabilidad y es un compromiso con las comunidades a las que representa.

Bienaventurado el político que trabaja por el bien común y no por su propio interés (Cardenal François-Xavier Nguyên Van Thuân)

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar