Personaje de la semana

Nayib Bukele, Personaje de la Semana

Pocos conocían a el presidente de El Salvador, Nayib Bukele, pero su figura ha resaltado por completo gracias a sus acertadas decisiones para combatir el Covid-19 en el país centroamericano. Mientras que algunos mandatarios han preferido defender su economía ante la crisis, el joven de 38 años decidió poner por 30 días en cuarentena a la nación, cuando tan solo habían 3 casos detectados de coronavirus.

Pero no solo fue su rápida respuesta que permite contener la enfermedad, también anunció la entrega de un subsidio por 300 dólares aproximadamente al 75 por ciento de los hogares salvadoreños. Otra de las decisiones más aplaudidas fue suspender, por tres meses, el cobro de los recibos de luz, agua, cuota del teléfono, cable e internet. Esta posición pensada en aquellos hogares que se ven afectados económicamente.

«Ustedes tienen dinero para 10 o 20 vidas. No tienen tiempo para gastárselo todo. Piense en vivir. Piense en que cuando usted necesite una cama de hospital para que le atendamos créame que lo último que le va a importar es su cuenta de banco», dijo el presidente a los empresarios, a quien les pidió que acepten que van a perder parte de sus riquezas, para asegurar que El Salvador preste condiciones óptimas de salud en caso de una proliferación de pacientes con Covid-19.

¿Quién es Nayib Bukele?

Nayib Bukele nació el 24 de julio de 1981 y actualmente es el presidente de El Salvador. Su posición con relación al uso de las redes sociales y el gobierno es de siglo XXI, el mandatario usa Twitter para dar órdenes a sus ministros, compartir mensajes con youtubers, e inclusive, mandar a dormir a sus seguidores.

Recordado por tomar una selfie en medio de su primera intervención en la Asamblea General de Naciones Unidas, asegurando que “Muchas más personas verán esta selfi de las que escucharán este discurso”. Es consciente de la evolución del mundo y propone un revuelco en la forma de hacer política.

Anteriormente fue elegido alcalde de Nuevo Cuscatlán el 11 de marzo de 2012 y, posteriormente, de San Salvador el 1 de marzo de 2015. Es considerado una persona de izquierda radical y, sin tapujos, ha considerado de corruptos a los partidos tradicionales de El Salvador.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar