“Obras en escenarios deportivos van a buen ritmo”: Alcalde

“Obras en escenarios deportivos van a buen ritmo”: Alcalde

Con la firmeza de que Cartagena estará a la altura de la realización de los Juegos Nacionales y Paranacionales 2019, el alcalde, Pedrito Pereira Caballero, aseguró que está satisfecho con el avance de los obras que se adelantan en los escenarios deportivos.

 

“Hace veinte días se firmaron las actas de inicio de obras y después de este recorrido es evidente el gran trabajo en las obras adelantadas”, dijo el mandatario.

Resaltó que en el estadio Once de Noviembre hay un gran avance, especialmente en el terreno de juego y en la instalación de los drenajes y en un mes aproximadamente se comenzará el sembrado de la grama bermuda, especialmente usada para este tipo de escenarios. De igual forma, los acabados en las baterías de baños.

“En la pista de atletismo ya se hizo el descapote y mampostería. Las obras van a buen ritmo”, dijo.
En el estadio de sóftbol Argemiro Bermúdez se trabaja en el mantenimiento de la cubierta y terreno de juego, se adelanta el sistema de drenaje, baños, mallas. Para estas obras se tienen cuatro meses.
En el Coliseo de Combate se adelantan las obras contratadas.

Pueden ver obras en circuito cerrado de televisión

El alcalde Pereira Caballero destacó además que ya están funcionando las nueve cámaras instaladas en los escenarios deportivos donde se adelantan las obras.
“Todo quién quiera ver los avances puede acceder y observar los trabajos por el sistema cerrado de televisión”, dijo Pereira Caballero.
Así mismo señaló que cumplidos los Juegos Nacionales le quedarán a Cartagena unos escenarios deportivos completamente remodelados.
Indicó que todas las obras están dentro del cronograma de trabajo por lo que se tendrá el tiempo suficiente para tener unos escenarios completamente adecuados.

Administración y cuidado de escenarios

Así mismo, el alcalde Pereira Caballero señaló que al final del encargo se hará un capítulo especial al momento del empalme de gobierno para crear una administración especial de los escenarios deportivos para que este gran esfuerzo, superior a los 60 mil millones de pesos, sea bien administrado por los próximos gobiernos, las ligas deportivas, dirigentes y padres de familia.