Cartagena

Funcicar se reunió con el Distrito para que expliquen los términos de la contratación para pruebas rápidas de COVID-19

En horas de la tarde de este martes 28 de abril, y por espacio de dos horas, el alcalde William Dau Chamat, en compañías de sus asesores jurídicos y especialistas en contratación, se reunió con Carolina Calderón Guillot, directora de la Fundación Cívica Por Cartagena, Funcicar, con el fin de explicar las dudas que la Fundación tiene y ha hecho públicas en los últimos días, en especial, con relación al contrato de la compra de las pruebas rápidas Covid-19.

En primer lugar, la directora de Funcicar y uno de sus investigadores expusieron al Distrito el protocolo que adelantan para revisar los contratos públicos y las observaciones que sobre los mismos ellos consideran deben ser explicados ante la opinión pública.

La asesora de despacho Ana María González, explicó cómo se realizó toda la contratación de insumos médicos desde el 28 de marzo, cuando la Unidad Administrativa de Contratación solicitó las primeras cotizaciones sin obtener respuesta, razón por la cual ella fue delegada directamente por el alcalde William Dau Chamat para apoyar en la gestión de cotización y negociación con los proveedores, lo que se hizo a partir del 2 de abril.

El Distrito realizó una convocatoria el 2 de abril, recibiendo 6 propuestas, de las cuáles solo dos cumplían con los requisitos exigidos, en cuanto a no pago de anticipo, es decir, que tuvieran la capacidad financiera, y que, además, el objeto social de la empresa proponente tuviera relación con el tipo de insumos que se debían adquirir.

Otro factor a considerar por parte del Distrito fueron los tiempos de entrega, dado que había empresas que, además de pedir anticipos de casi el 100%, daban tiempos de entrega superior a los 25 días, como es el caso de la empresa que representa la señora Johana Padilla.

Los dos proponentes que cumplían con los requisitos fueron: Hijos de Enrique Roca y Ventas Distribución y Marketing. El primer proponente presentó una oferta de 75 mil pesos más IVA por cada prueba, y el segundo, cotizó las pruebas a 60.500 más IVA.

Con relación al punto del IVA, la funcionaria explicó que la contratación se celebró un día antes de que el gobierno eximiera este tipo de insumos médicos del pago del IVA, pero que de todas formas como el Distrito aún no ha pagado el monto estipulado con el proveedor, el excedente del IVA estipulado en el contrato de compras de las pruebas será entregado en pruebas adicionales.

Una de las observaciones de Funcicar y de otros veedores y medios de comunicación, es lo relativo al precio actual de algunas pruebas que se consiguen en el mercado por valores entre los 6 y 7 dólares. Sin embargo, esos valores de hoy, un mes y medio después de haber iniciado la pandemia, muestran una situación totalmente diferente a lo ocurrido a principios del mes de marzo.

«Sabemos que el control social es incómodo, sin embargo cada una de las partes pudo intercambiar posiciones con respeto. Mantenemos nuestro compromiso de vigilar la contratación como observadores independientes», manifestó Carolina Calderón Guillot, directora Funcicar.

 

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba