Cartagena

Médicos internistas de Cartagena exigen que se suministren los elementos de protección para combatir el Covid-19

Tal como ha sido dado a conocer a través de los medios de comunicación, las redes sociales y demás canales de divulgación de la información, actualmente todos los países del mundo se encuentran aunando esfuerzos para combatir la enfermedad denominada COVID – 19, producida por el contagio con un tipo nuevo de coronavirus descubierto en Wuhan, China el 31 de diciembre de 2019, altamente infecciosa y declarada como pandemia por la Organización de la Salud el 11 de marzo del año en curso, debido a la velocidad de su propagación, lo cual generó que el Gobierno Nacional declara la emergencia sanitaria en el país, mediante la Resolución 385 del 12 de marzo del presente año.

En ese sentido, y dado el carácter de emergencia explícito en el que nos encontramos, derivado de la aparición, posterior propagación y alta tasa de contagios de este virus alrededor del mundo y especialmente en Colombia, donde los casos van en aumento de manera exponencial, los médicos, y en particular, nosotros los médicos internistas de este país, nos hemos constituido como la primera línea de contención de la enfermedad y en consecuencia, uno de los primeros afectados y expuestos al contagio del virus, dada la atención a pacientes enfermos en ejercicio de las actividades propias de nuestra labor, lo que constituye un riesgo, no solo para nuestra vida, salud e integridad personal sino para la de nuestras familias, nuestros pacientes y la comunidad en general.

En ese orden de ideas, y al estar plenamente identificado el gran riesgo que representa la atención de pacientes eventualmente contagiados con COVID-19, es deber de las instituciones prestadoras de servicios de salud, brindarle a sus médicos todos los elementos de protección personal (EPP) y equipos de bioseguridad necesarios para garantizar al máximo tanto la integridad del trabajador de la salud como la vida y salud del paciente tratado, en razón a la responsabilidad originada con ocasión de la habilitación de la entidad para la atención de pacientes.

Lo anterior, toda vez que, de no brindar los elementos necesarios de protección contra el COVID- 19, se estaría generando no solo un perjuicio a nosotros como médicos internistas vinculados mediante contrato de prestación de servicios profesionales con la clínica que usted representa sino que además, se impediría la prestación de nuestros servicios como médicos internistas, en el marco de los estándares mínimos de calidad, ética e idoneidad, al no poder cumplir con nuestra obligación de autocuidado como prestadores del servicio de salud.

Así mismo, al no poner a nuestra disposición los elementos de protección personal (EPP), descritos en el Manual de Bioseguridad para Prestadores de Servicios de Salud que brinden atención en salud a pacientes con coronavirus, expedido por el Ministerio de Salud Nacional y en las recomendaciones de EPP para personal de salud según el área de atención para COVID-
19. Consenso IETS- ACIN, se estarían incumpliendo obligaciones contractuales, llevándonos a ejecutar los contratos que hemos celebrado con las instituciones que ustedes dirigen, en condiciones no óptimas, faltando a las garantías mínimas de calidad e idoneidad que deben enmarcar nuestra labor como médicos.

Con lo expuesto en líneas anteriores, no pretendemos exponer una problemática que solo nos toca a nosotros como gremio médico únicamente, sino que queremos demostrar que la falta de los elementos de bioseguridad y protección personal requeridos para atender a pacientes infectados con COVID-19 también afectará eventualmente a los demás pacientes que en el ejercicio de nuestra profesión atendamos, toda vez que, de no contar con estos implementos, nos encontraríamos obligados a prestar nuestros servicios con la enfermedad a cuestas, infectando diariamente a quienes atendamos en el marco de nuestra labor, lo cual, a todas luces, resulta inmoral y antiético, puesto que, al estar desprotegidos, favoreceríamos ineludiblemente al aumento del contagio de esta enfermedad.

Así pues, y en atención a lo antes descrito, rechazamos la entrega de implementos como gorros y mascarillas que no cumplen con los estándares internacionales y los requisitos dispuestos por las autoridades nacionales, máxime cuando resultan inadecuados e insuficientes para la correcta atención de los pacientes eventualmente contagiados y ya infectados con el COVID-19.

De igual forma, exigimos que a los estamentos responsables, provean a los servicios de medicina interna de todas las instituciones prestadoras del servicio de salud de la ciudad de Cartagena, todos los elementos de bioseguridad y protección personal necesarios para poder ejercer adecuada y éticamente nuestra labor en la atención de pacientes en el marco de la emergencia sanitaria derivada de la propagación del COVID-19, so pena de negar la prestación de nuestros servicios como médicos internistas, hasta tanto no se nos suministren los implementos y equipos necesarios, toda vez que, al estar expuestos al virus de manera directa, ponemos en peligro nuestras vidas y la vida de nuestros pacientes y familias.

Aunado a lo anterior, expresamos que, en caso de que algún médico resultare contagiado en virtud de la atención de un paciente afectado y debido a la carencia de los implementos aquí solicitados, será completamente responsable la entidad prestadora del servicio de salud a la cual este preste sus servicios como médico.

Recalcamos además que, no estamos solicitando dádivas y mucho menos elementos que sean un lujo, ya que lo que exigimos es el suministro de implementos de alta necesidad para poder seguir ejercerciendo nuestra profesión de manera ética, idónea y con un alto estándar de calidad, además de que implica protección tanto para nosotros los profesionales de salud como para los pacientes que atendemos, nuestras familias, los demás empleados de las clínicas e instituciones médicas y la comunidad en general, habida cuenta el riesgo tan grande que implica estar infectado con esta enfermedad.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba